Manual de la aprendiza de depredadora: la ley del juego

 

 

¿Te han roto el corazón?, ¿Eres una víctima del amor?, ¿buscas pero no encuentras?, ¿piensas que sólo puedes ser feliz con pareja? Es el momento de revisar todas tus creencias, supuestos deseos, sueños y sistema de vida.

 

Alicia Misrahi

 

Se dice, se comenta, se rumorea... que las mujeres hemos cambiado y somos muy diferentes a como éramos en el pasado. Sin embargo, se comenta y se acepta desde la superficie de la sociedad y no desde su fondo, no es un cambio en profundidad.
La paradoja es que muchas mujeres, quizá la mayoría, viven en su interior de forma muy diferente a cómo está socialmente admitido en su entorno. La paradoja es que muchas mujeres deseamos lo que realmente no queremos porque pensamos que así nuestra vida será más feliz o, al menos, más tranquila o satisfactoria o segura.

Reflexionemos…

Para empezar, sobre las razones equivocadas para tener novio, casarse o convivir

http://amorsexovida.blogspot.com/2011/06/razones-equivocadas-para-tener-novio.html

 

 

Lo que contiene Manual de la aprendiz de depredadora no son consejos que seguir a ciegas con el fin de tener éxito, sino muchos recursos y herramientas para reflexionar sobre temas relacionados con el amor y las relaciones y sobre nosotras mismas, para evaluar nuestra situación y deseos y para cambiar nuestra mentalidad, si es preciso o lo deseamos hacer.

 

Ideas, muchas ideas para que cada una las ponga en práctica de forma crítica y creativa y, sobre todo, para que encuentre su camino y su estilo personal.

 

“Coquetear, flirtear o seducir es, en sí, divertido, no estropeemos la diversión fijándonos metas. Un flirteo ingenioso es estimulante en sí mismo. Además, aprendiendo de Ninon de Lenclos, podemos tener hombres para flirtear, hombres para que nos piropeen, hombres para disfrutar, pretendientes que intenten conquistarnos por tiempo indefinido alentados por un leve flirteo, hombres siempre al filo que piensen que esa es la oportunidad definitiva para seducirnos y tener un rollete con nosotras, hombres en reserva, hombres para salir y bailar, depredadores como nosotras que se pueden convertir en divertidos colegas y cómplices… Ya sabes, la imaginación y el cielo son el límite”.

(De Manual de la aprendiza de depredadora)

 

 

 

A veces la vida nos pide a gritos que cambiemos de vida:

 

Cuando has probado a tener una historia convencional de esas de “esquema clásico” y te has pegado un gran batacazo.

 

Cuando no te agobia imaginar que puedes estar con un hombre el resto de tu vida, pero sientes un incómodo hormigueo en el estómago al pensar que tendrás que renunciar a todos los demás…

 

Cuando estás obsesionada por encontrar pareja…

 

Cuando piensas que eres un fracaso y que la culpa de que te haya ido “tan mal” con los hombres es tuya…

 

Cuando sales cada día esperando un milagro (conocer al “hombre de tus sueños”) y nunca pasa nada o, peor aun, sólo encuentras sapos y culebras.

 

Cuando descubres que te gusta ser libre…

 

Cuando tienes una visión idealizada del amor y piensas que todo lo puede y has pagado altos precios por ello…

 

Cuando te sientes atrapada…

 

Cuando has roto (o te han roto) un matrimonio de muchos años y sientes que no has vivido la vida.

 

Cuando estás esperando a tu media naranja perfecta (deberías vacunarte), pero mientras tanto quieres pasarlo bien…

 

…Quizá deberías cambiar de estilo de vida y adoptar otro: el de la depredadora.

 

Empezar una nueva vida

 


Como depredadoras que no buscan una relación “seria” no tendremos que bregar con hombres que no comparten las tareas del hogar (que sigue siendo un mal endémico de nuestra sociedad) ni será de nuestra incumbencia ni interés su grado de madurez o responsabilidad. Entre otras muchas ventajas.

Manual de la aprendiza de depredadora muestra, con consejos prácticos tomados de nuestros amigos los animales depredadores (de mar, tierra o aire), de nuestra sociedad y de mujeres a las que he conocido o de las que me han contado sus historias, cómo ser una aprendiz de depredadora.

Nunca una depredadora porque la gracia está en aprender constantemente, en experimentar y en jugar. Ser una aprendiz de depredadora es sólo una forma de vida, quizá una de las más divertidas, sin embargo.

 

“Hemos dado pocas oportunidades a los hombres para demostrar lo que son realmente, para que nos halaguen y nos sirvan y hagan grandes y pequeñas cosas por nosotras.

Los hombres son maravillosos, pero hay que saber entenderlos y, sobre todo, hay que saber comprender qué nos pueden dar –siempre más de lo que imaginamos, pero igual no todo lo que queremos- y cómo podemos obtenerlo”

(De Manual de la aprendiza de depredadora)

 

El placer del juego


Manual de la aprendiza de depredadora no trata de cómo llegar a la cama lo antes posible, ni –únicamente- de llevar a ella a los hombres que desees y mucho menos de aprender a pescarlos y a llevarlos al altar o al pisito de amor, sino de disfrutar con un estilo de vida que nos hace curiosas, rápidas, juguetonas como un gato con una madeja, tenaces, con reflejos, con buen humor cuando perdemos (o, mejor dicho, cuando no ganamos), observadoras, pacientes, impacientes, voraces, egoístas en ocasiones, con recursos, valientes, decididas…



Somos seres versátiles que podemos actuar en solitario o en pareja o en grupo, que aman la soledad y la compañía, ganadoras que saben triunfar sin ostentación o perdedoras que saben retirarse a tiempo a lamer sus heridas.

Porque incluso hasta el depredador terrestre más rápido del mundo, el guepardo, falla muchas veces al intentar dar caza a sus presas (aunque “sabe” que hay otras, algo que las mujeres no deberíamos olvidar).

Las depredadoras tenemos nuestras propias reglas, “normas” de depredadora

http://amorsexovida.blogspot.com/2011/05/algunas-de-las-otras-reglas-de-las.html

 

Vive como quieras


El fin de “la aprendiza de depredadora” es aprender a disfrutar mediante un viaje por las formas de cazar y de vivir el ligue y el amor de diversas mujeres que incluye consejos y, sobre todo, reflexiones sobre cómo actuar en diversas circunstancias o sobre nosotras mismas y nuestras debilidades. Este es un libro de ánimo crítico, autocrítico y un pelín sarcástico (o con mordacidad que ondula toda la melena).

Nuestro objetivo es vivir como queramos después de reflexionar sobre el esquema clásico de vida, que incluye obtener novio, hipoteca, casa, coche, hijos…, y pensar si es para nosotras. Porque, quizá, descubriremos que, en realidad, no es lo que queremos. O que ahora mismo nos apetece otra cosa por una temporada.

Aunque el tiempo de las aventuras puede prolongarse indefinidamente y alargarse placenteramente para el resto de nuestra existencia.

Sí, a veces la vida nos dice a gritos que cambiemos de estilo de vida.

 

ALGUNAS DE LAS OTRAS REGLAS DE LAS DEPREDADORAS

-Si te apetece: hazlo.

-Si alguna vez sientes remordimientos el día después, descártalos; piensa que se deben a un bajón hormonal o a que el efecto oxitocínico se está desvaneciendo. Pura química.


-Si eres tímida o insegura, haz lo que temes.


-Ponte a prueba. Haz algo que te cueste, transgrede tus límites para dar un paso más allá. Tu objetivo tiene que ser fomentar tu autoestima y aprender a prescindir de la opinión de “los demás”.

-Examina tus creencias sobre el amor y la pareja: la mayoría son sólo creencias heredadas de nuestra cultura, axiomas no cuestionados producto de la exaltación del amor romántico o mitos tomados de la literatura y las películas románticas.

-No esperes a que algo pase: actúa o provócalo.

-No actúes nunca cediendo al miedo de la pérdida.

-Sé natural.

-Sé cada día o cada noche quien desees ser: reinvéntate.

-No dejes nunca que te juzguen. No te coloques en posición de inferioridad.

-No hagas nada por que le gusta a él, sino porque también te gusta a ti o porque te gusta a ti.

-Sé personal. No sigas la corriente.

-No te dejes influir por la opinión de los demás. Vive tu vida aunque a veces no encuentres el apoyo que necesitarías y sea duro.

- Si notas que te estás obsesionando por un hombre o colgando demasiado, introduce otro en tu vida o aléjate y descansa.

-Si piensas “tampoco está tan mal” o “tampoco es tan tonto (o básico o lo que sea…)” o “tiene su gracia”, olvídalo. Estás a punto de convertirte en carroñera por alguna razón interna. Pobre hombre, seguramente no está tan mal, pero no es para ti: otro estilo de mujer lo encontrará muy apetecible…

-No te enamores. Por lo menos no tanto como para perder el norte y el sentido de la orientación y decidir cambiar tu vida drásticamente. En todo caso, no te enamores porque es lo que te piden tus hormonas a gritos.

-Si tienes que enamorarte, hazlo de un hombre concreto al que conozcas y no del amor o de lo que él te hace sentir (es tan fácil confundir la pasión con el amor, el buen sexo con el amor, las migajas con el amor, cualquier cosa con el amor…)

De Manual de la aprendiza de depredadora (Editorial Ceac)

Por Alicia Misrahi

 

 

 

 

COSAS MEDIATIKAS

 

Contacto

IN-MEDIATIKA

NOTICIAS ONLINE

Con nosotros

Nuestro Equipo

17.11.2011 00:00
Contamos con un equipo de profesionales con muchas ganas de ofrecerte los mejores artículos y fotografías online. Desde la más rabiosa actualidad, proyectaremos juntos una nueva forma de informarse más ágil, directa y dinámica. Con una imagen muy actual te ofrecemos una revista donde te será...

Nuestros Clientes

17.11.2011 00:00
Te invitamos a conocer las ventajas de publicitarte en IN-MEDIATIKA: MUY VISUAL Y DE FÁCIL NAVEGABILIDAD Navegar en IN-MEDIATIKA és muy fácil. Con un solo menú, el lector tiene acceso a la sección que más le interese, sin perderse por el camino. Tu producto o negocio se relacionará...