EL ÁRBOL DE LA VIDA

En cuanto leí que Terrence Malick había acabado su último largometraje pensé que no tardaría mucho en ir al cine, cuando supe que Sean Pen y Brad Pitt estaban entre el reparto, las ganas rezumaron el doble.

Quedé sorprendida ante la reacción diametralmente opuesta a la mía de muchos que abandonaban la sala, con facciones de rechazo total y sintiéndose completamente defraudados por la crítica que pone esta peli tan bien. Durante la filmación algunos reían a carcajadas la intersección de imágenes excepcionales de supernovas, cosmos y la fuerza de naturaleza en su máximo esplendor, sin entender los intersticios con los que someramente hila Malick a través de los tiempos. Es normal, pensé, imagino que esa gente carece de un bagaje cultural que les lleve a identificar la lírica, metáforas y simbolismos de las ideas que reflectaba el autor. Entonces recordé las grandes letras que aparecieron antes del comienzo, esas que se leen como ‘Apto para todos los públicos’ y fui yo la que reí en mis entrañas pues realmente no lo es, estamos ante el resultado autobiográfico de un director que huye de la narrativa convencional y que le importa bien poco salir de casa para rodar historias triviales. 

Su ‘árbol de la vida’ regala el poema más bello jamás plasmado en imágenes y nos brinda la oportunidad de ver su propia interpretación de la génesis del Universo desde una visión panteísta con suma generosidad y exquisita exposición.  Es una experiencia única poder disfrutar ese momento del comienzo de todo que evidentemente nos perdimos y que su autor atesora con lo que Pitágoras definió como ‘medicina para el cuerpo’. Alexandre Desplat es el responsable de ponerle bello sonido a esta poesía visual aunque personalmente prefiera otras piezas como ’Lacrimosa’ que indudablemente adquiere connotación protagónica sobre el resto de la banda sonora, obra del genial Zbigniew Preisner, quien ya creara otra maravilla para la trilogía ‘Tres Colores’ del fallecido Kieslowski. En el compartimiento de la emoción guardaré para siempre la música de ‘Azul’ mientras Juliette Binoche salía de una piscina, y es curioso, muchos años después, me ha vuelto a emocionar el mismo músico polaco con su inmensidad. Es imposible obviar la ‘Tocata y Fuga’ del más grande Bach, otro momento de esta entrega con el que he crecido gracias a mi padre que tan bien lo interpreta.  Son muchos los detalles que me llevaron a saborear esta obra maestra como la mejor de las delicatessen para los sentidos al conectarme en gustos y sensibilidad.

Observé triste la falta de cultura general ante alusiones a la metafísica, filosofía, teología y a la mística con la que se expresa Malick. Freud está en el agua, Heidegger en todas partes, la fenomenología de Husserl, Sartre y las circunstancias de Ortega y Gasset y hasta la mayéutica de Sócrates aparece en las voces en off. Para ser honesta del todo, no me extraña que muchos no resistan las dos horas y media que dura esta obra incatalogable, puesto que si no comprendes los guiños y ni siquiera puedes gozar de la belleza de las imágenes, entiendo que la filmación pueda resultar un completo rollo. La misma experiencia me sucedió ante ‘Rompiendo las olas’ del danés Lars Von Trier que me sedujo totalmente, mientras la gente y ante mi incredulidad salía a chorros de la sala del cine. Las mismas reacciones tuvieron lugar cuando 'La delgada línea roja' o ‘El nuevo mundo' vieron la luz. No olvidemos que estamos ante la obra de un director graduado en filosofía por la Universidad de Harvard, que sin duda Malick no es cualquier cosa y no sólo raro, diferente y muy especial, con halo ascético. Estamos ante uno de los pocos cineastas que gozan de un merecido reconocimiento y total libertad que en gran medida se debe a que cree en sí mismo, como lo hiciera Gary Cooper en ‘El Manantial’ arquitecto y espoleta de sus propias reglas que edifica lo que no se ha hecho hasta ahora o no de la misma forma. Él es capaz como pocos de inspeccionar lo indefinido de los territorios del alma y de la mente, abarcar la finitud y el arrebato que deviene por ella y captar lo efímero de la naturaleza y los planteamientos y sensaciones como consecuencias. Podría decir que su obra es poesía metafísica visual, compendio de una refinada y singular búsqueda de lo incorpóreo que el ser humano esconde. Nada en su trabajo es porque sí, su cine es complejo y para mi  es el primer filósofo visual padre del cine metafísico y a pesar que la inmensa mayoría no lo entienda, más que nada, por no tener sus conocimientos, sí conecta con el aplauso y la ovación de los que comparten inquietudes, y por goleada, se ha llevado la ‘Palma de Oro’ en Cannes. En mi opinión no hay premios suficientes para elogiar tamaña labor.

La película abre con una cita del libro de Job y hace constantes referencias al 'bueno que constantemente sufre, a pesar de su bondad' y seguro que no sabían que el título, es uno de los símbolos cabalísticos más importantes del judaísmo. ‘El Árbol de la Vida’ está compuesto por esferas y senderos, cada uno de los cuales representa un estado que acerca a la comprensión de Dios y a la manera en que creó el mundo. Se le considera la cosmología de la Cábala y algunos creen que también se corresponde al mencionado en la Biblia (Génesis 2, 9). Tal vez éste árbol de la vida, sea la muestra de la arqueología de nuestras existencias, representadas en un árbol que tiene hojas que simbolizan las almas de nuestros familiares y amigos, pasajeros o perdurables, en definitiva, las pertenecientes a todos aquellos a los que amamos. Esas hojas aún cuando hayan caído, significando a los que ya se han ido y que algo nuestro se llevaron consigo pero también algo suyo nos donaron para no dejarnos vacíos. Una bella aportación entre unos y otros que nos convierte y no por casualidad en lo que somos. Muchas gracias Terrence Malick por éste tesoro, me quedo con el perceptible poso que me has dejado y ya  nadie podrá arrebatarme.

Por Cristina Gamero

COSAS MEDIATIKAS

 

Contacto

IN-MEDIATIKA

NOTICIAS ONLINE

Con nosotros

Nuestro Equipo

17.11.2011 00:00
Contamos con un equipo de profesionales con muchas ganas de ofrecerte los mejores artículos y fotografías online. Desde la más rabiosa actualidad, proyectaremos juntos una nueva forma de informarse más ágil, directa y dinámica. Con una imagen muy actual te ofrecemos una revista donde te será...

Nuestros Clientes

17.11.2011 00:00
Te invitamos a conocer las ventajas de publicitarte en IN-MEDIATIKA: MUY VISUAL Y DE FÁCIL NAVEGABILIDAD Navegar en IN-MEDIATIKA és muy fácil. Con un solo menú, el lector tiene acceso a la sección que más le interese, sin perderse por el camino. Tu producto o negocio se relacionará...